21 sept. 2008

Meditaciones para niños


Hace cuatro años, en sus primeros Reyes Magos, compré este libro y otro de la misma serie para Ananda. Nunca se lo había leído ya que al no tener dibujos ella no sentía interés por él.
Hace unos días, al irse a acostar estaba muy inquieta. Entonces pensé en el libro y la leí una de las meditaciones. ¡Fue milagroso! Al poco tiempo se quedó dormida.
Ahora todas las noches me pide que la lea el libro "normal", algun cuento con dibujos, y me dice : "Y después el de la estrella".
A ella le sirve para visualizar, relajarse y sentir, y a mi para relajarme y dejar volar mi imaginación.
Es una colección de cuatro libros, y son muy lindos. Merecen la pena.