31 ago. 2009

Miedo y manipulación social

Hoy he ido en el Metro de Madrid después de varios meses sin utilizar este servicio. Y me he quedado sorprendida por el uso indiscriminado de la información que se ofrece en la televisión de este medio de transporte.

Todas, absolutamente todas las noticias que se estaban emitiendo a las 12 de la mañana en el Metro, eran sobre asesinatos, accidentes, muertes, incendios...

Pantallas gigantes nos ofrecen este tipo de información sin cesar, sin importar si quieres o no escuchar ese tipo de noticias, sin importar si viajas con niños, sin importar si quieres que tus hijos escuchen dramas manipulados para crear en las personas pánico y control social.

Me parece una vergüenza que un medio de transporte tan popular como el Metro ofrezca ese tipo de información, en lugar de poner documentales sobre bellos lugares del mundo, o sobre naturaleza o animales.

En lugar de transmitirnos mensajes positivos, mensajes que nos hagan pensar y crecer como personas, mensajes que nos den esperanza y ganas de vivir y de luchar, nos ofrecen mensajes que nos hacen sentir miedo, que nos hacen temer al vecino, que nos hacen dudar sobre la belleza de la vida, que nos quitan la esperanza de un cambio y la posibilidad de un mundo mejor.

Realmente como consumidores de este medio de transporte, deberíamos reivindicar nuestro derecho a no escuchar este tipo de noticias.

Otro aspecto social que deberíamos reivindicar son los carteles de peliculas y anuncios publicitarios.

Muchos de estos carteles ofrecen imágenes que no son adecuadas para menores de edad.

¿Realmente queremos que nuestros hijos vean esta imágen en sus sueños? ¿Que lean el mensaje que ofrece?

¡Es una auténtica vergüenza, y nadie decimos nada, simplemente pasamos sin ser conscientes de lo que este tipo de información, tanto verbal como visual puede afectar y afecta a nuestros hijos y a nosotros mismos.

En nuestra mano está hacer algo para que se produzca un cambio...

4 comentarios:

Desde mi cordillera de los andes dijo...

Hola cristina!
Estoy absolutamente de acuerdo con lo que escribes , aqui en Chile pasa lo mismo y estoy seguro que gran parte del mundo occidental es asi.
Casualmente la semana pasada estaba meditando al respecto , ya que el noticiero , el diario ...todo mal y llegue a esta pag http://www.naomiklein.org
Sobre la doctrina del shock , en youtube hay bastante al respecto , quede impactada , lo peor implandado sin yo haberme dado cuenta.
gracias por tu post.
sal2
Greisi

Pilar Alarcón dijo...

Que verdad es que la gran parte de las noticias que nos llegan tengan un mensaje de miedo que sin darnos cuenta absorbemos para desgracia nuestra. Al igual que los anuncios de tabaco y alcohol ya se eliminarón, tendrían que prohibirse la emision pública de noticias é imagenes de este tipo para proteger a la población más joven. ¿quizas el defensor del menor tendría algo que hacer al respecto?.
Hace tiempo que intento dejarte algún comentario pero no lo he conseguido haber si este te llega.
Espero que este verano lo hayais disfrutado mucho.
Un beso y grácias
Pilar

Alonso Ruiz dijo...

Pues sí, Cristina, este es el mundo en el que vivimos. Lo bueno de todo esto es que podemos tenerle miedo al miedo que quieren provocarnos o anestesiarse y mirar a otro lado, a los ojos de otros seres como tú, con alma divina...

MartaSada dijo...

Hace poco estuvimos en Madrid, Hadrián, Lidia y yo, y nos pasamos mucho tiempo en el metro. Es verdad lo que cuentas, y espeluznante. Después de varios días utilizándolo varias veces al día, la triste reflexión de mis hijos, aunque no tiene que ver con lo que cuentas sobre la publicidad del miedo, fué mucho más sencilla, en un momento determinado, Hadri me dijo, "pero mamá, en Madrid, ¿no hay niños?"... y me hizo refexionar, porque es verdad que desde un Jueves que llegamos, hasta un sábado que nos fuimos, en el metro no vimos a ni un solo niño!!! de ninguna edad!! Los únicos niños que vieron mis hijos en Madrid, fueron los de las otras familias que educan en casa, que estaban en Biocultura.... alucinante esta "occidentalidad"....