14 ene. 2009

En mi soledad estás tu.
En el silencio de la noche nos reunimos;
te hablo, me escuchas.

En mi soledad estás tu.
Tu fuerza y tu amor me mueven cada día
dándome energía para ser, para estar.

En mi soledad vives tu.
Vive tu recuerdo, tu olor, tu voz,
tu imágen, tus ojos... tus bellos ojos.

En mi soledad vives tu,
y espero que sigas viviendo para siempre
pues el amor que nos ha unido, que nos une
ese... nunca morirá.

13 enero 2009